BIOTECNOLOGÍA

Agricultores y científicos piden una regulación con base científica para las nuevas técnicas de edición genética

En el marco del Foro por el Futuro de la Agricultura (FFA), el pasado 26 de mayo se celebró en Portugal un encuentro para hablar de la legislación europea sobre nuevas técnicas de edición genómica en el que se resaltó la necesidad de que se realice un cambio normativo comunitario que permita la implementación efectiva de estas tecnologías en la agricultura. En evento tuvo dos sesiones en las que se analizó si la edición genética es clave para conseguir los objetivos de la Estrategia de la Granja a la Mesa y el impacto de las nuevas técnicas de edición genética en la agricultura, comercio y desarrollo regulatorio europeo. Científicos y agricultores analizaron este tema y pidieron que la Unión Europea legisle en esta materia en base a los conocimientos científicos y técnicos actuales.

Sobre la Estrategia de la Granja a la Mesa los ponentes fueron unánimes al considerar las nuevas técnicas de edición genética como herramientas esenciales tanto para combatir los efectos del cambio climático como para garantizar una Europa más competitiva. El presidente de la Confederación de Agricultores Portugueses, Eduardo Oliveira e Sousa, defendió la creación de “una legislación que tenga en cuenta las características y cualidades del producto final” y no la tecnología utilizada para su obtención. La misma posición la mantuvo Pedro Fevereiro (Iplantprotect) que resaltó la necesidad de “ajustar los cultivos a los impactos del cambio climático” y advirtió del peligro real debido a “determinadas plagas y enfermedades ya presentes en las regiones mediterráneas”.

El aumento de la producción y el desarrollo de plantas más resistentes es uno de los focos de investigación en este área. Sobre ello habló Paula Cruz de Carvalho (Ministerio de Agricultura portugués) quien resaltó que “la mejora genética ha permitido hacer plantas más resistentes y es fundamental para garantizar más resiliencia y más sostenibilidad”. Sin embargo, añadió, “la legislación actual es inadecuada para la implementación de nuevas tecnologías”. Por su parte, Andreas Weber (EU-SAGE) aseguró que las nuevas técnicas genómicas abren nuevas formas de reducir la huella ecológica de la agricultura y aumentar la sostenibilidad. “Debemos adoptar estas técnicas como una herramienta más para la agricultura sostenible. No usar las nuevas técnicas de edición genética socavará nuestros esfuerzos para lograr los objetivos de la Estrategia de la Granja a la Mesa”.

Garlich von Essen (Euroseeds) reconoció que “las nuevas técnicas de edición genética sin ser milagrosas son una herramienta importante para ayudar a mitigar los impactos previsibles de la Estrategia de la Granja a la Mesa en cuanto a reducción de producción de alimentos”. El aumento de la productividad y la sostenibilidad de la agricultura podrían estar en peligro si Europa no adopta tecnologías alternativas. Por ello afirmó que “la Unión Europea debe acelerar el proceso de adopción de nuevas técnicas genómicas”.

El presidente del Centro portugués de Información de Biotecnología afirmó que un evento como éste “demuestra que los diferentes agentes del sector están comprometidos con la adopción de nuevas tecnologías y que serán una herramienta más en la mejora vegetal, poniendo a científicos y agricultores europeos en igualdad frente a sus competidores”. Este evento fue organizado en Portugal por ELO, CAP y ANPC bajo los auspicios de la Presidencia portuguesa del Consejo de la Unión Europea, en colaboración con ANSEME y CIB.

 

 

 

Fuente: https://fundacion-antama.org/

¿Querés publicitar?