ENERGÍAS SOSTENIBLES

Kumulus-1, el generador de agua atmosférica que produce hasta 30 litros de agua potable al día

Ingenieros tunecinos acaban de desarrollar una tecnología que genera agua potable a partir de… el aire. Este invento podría ser una solución para paliar la escasez de agua potable en algunos lugares del mundo.

El equipo de Kumulus ha diseñado una máquina que convierte la humedad en agua potable.

Esta máquina proporciona acceso a una fuente de agua potable segura y estable, incluso en zonas secas como el desierto del norte de África. La empresa proporciona los dispositivos a escuelas y pueblos que carecen de agua potable. También lo ofrecen a fábricas, oficinas y hoteles en un intento de reducir el uso de agua embotellada de plástico.

Replicar el rocío de la mañana.

Kumulus-1 reproduce el fenómeno del rocío matutino. Captando la humedad del aire y condensándola, la máquina la transforma en agua. En la parte superior, un filtro de limpieza elimina los contaminantes del aire para garantizar la potabilidad del líquido que emerge.

Una solución sostenible para un reto global.

La primera máquina, similar a un gran cubo blanco, se instaló en una escuela de la localidad rural de El Bayadha, una zona sin salida al mar en la frontera con Argelia donde el acceso al agua sigue siendo limitado.

Acogida como una solución milagrosa, la nueva fuente de agua se considera una verdadera esperanza, ya que es capaz de producir hasta 30 litros de agua al día.

Sin embargo, la máquina no puede utilizarse por el momento. Al menos, no antes de su aprobación por las autoridades tunecinas. Sin embargo, si esta prueba resulta positiva, Kumulus-1 se convertiría en una herramienta revolucionaria.

Según su página web, el Kumulus-1 es un generador de agua atmosférica (AWG) que produce de 20 a 30 litros de agua potable al día.

Es una máquina totalmente autónoma, fácil de transportar y sencilla de montar y mantener.

Funcionamiento.

El aire entra en la máquina y pasa por el primer filtro de aire para limpiarlo de contaminantes.

A continuación, al enfriar el aire, el agua que contiene se condensa en las superficies del interior de la máquina, desde donde se puede recoger en un depósito de agua.

Su forma regordeta puede caber en un cubo de 1m3 y estar equipada con un panel solar fotovoltaico, lo que la hace totalmente autonomo.

Este proyecto pretende paliar la escasez de agua potable y reducir los residuos de plástico.

Fuente: https://tdicolombia.com.co/

¿Querés publicitar?