AGRICULTURA

El 70% de los productores argentinos tiene maquinaria que recoge datos para la toma de decisiones

El modelo de negocio agropecuario nacional es predominantemente intensivo y el trabajo en campo alquilado va perdiendo lugar.

El actual modelo de negocio en el agro nacional es, fundamentalmente, de capital intensivo. “La producción es cada vez más eficiente basada en la innovación tecnológica y en el conocimiento, y no en la extensión de la tierra utilizada”, así lo afirmaron desde el Centro de Agronegocios y Alimentos de la Universidad Austral (UA) luego de analizar los datos de la última Encuesta Nacional del Productor Agropecuario Argentino que revela cómo son, cómo piensan, cómo compran, cómo se informan y cómo se financian los productores argentinos.

Del trabajo de investigación se desprende que, actualmente, el 73% de los productores tiene maquinaria que recoge datos mientras que el 70% los usa para la toma de decisiones, esto representa de un 20% de aumento respecto a la edición anterior.

“Los productores agropecuarios siguen apostando al crecimiento, a pesar de las constantes trabas que genera la inestabilidad económica del país”, expresaron desde la institución. Según la Encuesta de Necesidades del Productor Agropecuario Argentino (ENPA) que se presentó el 1 de noviembre en la Conferencia Nacional del Agro, el 42% de ellos trabaja en campo propioEn 2017, el 61% lo hacía, al menos en parte, en campo arrendado, pero hoy ese porcentaje cayó al 58%.

“El nuevo modelo de negocios es más capital intensivo, genera operaciones y productos de valor agregado e implica una integración con otros actores de las cadenas de valor”, explicó Bernardo Piazzardi, profesor e investigador de la Universidad Austral.

Del trabajo, realizado en conjunto con la Universidad de Purdue (Estados Unidos), participaron 880 productores agropecuarios de la zona núcleo de la Pampa Húmeda, incluyendo a las provincias de Buenos Aires, Santa Fe, Córdoba, y Entre Ríos, que ya habían sido parte de la ENPA de 2021. Y el área relevada representa el 76% de la producción nacional de soja y el 70% del maíz.

De ese total de encuestados, el 90% es de género masculino, el 48.8% tiene un nivel de educación de grado universitario completo y, en promedio, tienen una edad de 44 años. En promedio, un 41% estima aumentar su superficie en explotación a 5 años, otro 55% la mantendrá igual que en la campaña 2020/21 y un 4% piensa recortarla.

“Cuando analizamos las respuestas de los productores que están en el rango de edad de 18 a 25 años, los más jóvenes de la muestra, obtenemos que ningún productor en este rango estima disminuir superficie de sus explotaciones, siendo el 65% de ese grupo los dispuestos a crecer”, detalló Bernardo Piazzardi, profesor e investigador de la UA La ENPA señala que los productores más jóvenes y de mayor nivel de educación son quienes hoy manejan los establecimientos de mayor tamaño. Este grupo “se diferencia de sus colegas por sus predilecciones al momento de invertir (opciones vinculadas al agregado de valor) o de comunicarse, ya que priorizan medios digitales en comparación a sus pares, y también tienen comportamientos diferenciales a la hora de vincularse con la tecnología, la recolección y el uso de datos o el e-commerce”, contó el docente.

En tanto, las inversiones hechas recientemente y las que proyectan realizar a 5 años están enfocadas en un crecimiento vertical en la cadena de valor más que un crecimiento horizontal. “Rubros como maquinaria, tecnología, capacitación, biodigestor, extrusora de soja o agricultura de precisión, indican que los productores están en búsqueda de mayor generación y captura de valor en base a actividades innovadoras y basadas en conocimiento”, dijo el investigador.

Decisiones inteligentes

Un 83% de los productores consultados, 4 de 5, sostuvieron las nuevas tecnologías digitales van a modificar el modo en que hacen negocios en los próximos 5 años. El 90% de los grandes productores y el 92% de los megaproductores coincidieron en esta respuesta. Según lo relevado por el trabajo de la UA, la maquinaria que utilizan los productores está equipada con instrumentos de agricultura de precisión que le permiten recoger datos de rendimiento, humedad, superficie, densidad, pérdida de cosecha, etc.

Entre los productores medianos este valor es del 66% y aumenta a medida que va creciendo el tamaño del establecimiento agropecuario, llegando al 90% y 100% para los grandes y megaproductores, respectivamente. En tanto, casi el 70% de ellos respondió que utiliza los datos para la toma de decisiones, cuando en la encuesta del año 2017, solo un 51% los utilizaba.

“Los productores más jóvenes y los más analíticos resultaron ser los que más prefieren medios digitales y redes sociales. Este hecho marca una tendencia a futuro con cambios que serán muy dinámicos y se realizarán en cortos periodos de tiempo”, indicó el profesor.

Respecto de las compras virtuales, un 70% de los productores no ha recurrido a ellas para adquirir insumos agropecuarios y un 8,5% de ellos lo hace regularmente, especialmente, los de la franja de entre 35 a 54 años.

Fuente: https://www.clarin.com/

¿Querés publicitar?