BIOTECNOLOGÍA

Brasil espera aumentar producción de caña de azúcar transgénica tras aprobación de consumo de China

China acaba de aprobar nuevos certificados de bioseguridad para consumo e importación de cultivos transgénicos, dentro de los cuales destaca una caña de azúcar tolerante a plagas desarrollada por la empresa brasileña CTC, y una alfalfa transgénica tolerante a herbicidas de Bayer. Anteriormente China solo había considerado aprobaciones de consumo/importación para cultivos GM tradicionales como soja, maíz, canola, algodón y remolacha azucarera.

El Ministerio de Agricultura y Asuntos Rurales de China (MARA) emitió certificados de bioseguridad nuevos y renovados para ocho cultivos genéticamente modificados (GM o transgénicos) el 13 de enero de 2023, tras la conclusión de la reunión del Comité Nacional de Bioseguridad (CNB) en diciembre de 2022.

Las aprobaciones incluyen ocho certificados nuevos y dos renovados emitidos para cultivos GM aprobados para su importación como materiales de procesamiento. Los certificados incluyen tres nuevos eventos de algodón transgénico desarrollados por BASF, Bayer y Corteva; dos eventos renovados de algodón transgénico desarrollados por BASF; un nuevo evento de canola transgénica desarrollado por Corteva; dos nuevos eventos de caña de azúcar transgénica desarrollados por el Centro Brasileño de Tecnología de la Caña de Azúcar; y dos nuevos eventos de alfalfa transgénica desarrollados por Bayer. El periodo de validez de los certificados de bioseguridad nuevos y renovados es de cinco años.

El conjunto de aprobaciones recientes es notable en varios aspectos. Los certificados para la alfalfa y la caña de azúcar modificadas genéticamente marcan la primera vez que China aprueba la importación de estas variedades genéticamente modificadas. Las ocho aprobaciones para la importación no tienen precedentes, sobre todo después de varios años en los que el NBC sólo aprobó uno o dos nuevos eventos. Por último, las aprobaciones de canola y alfalfa ponen fin a tres de las solicitudes pendientes más largas de promotores extranjeros, cada una de las cuales se ha prolongado durante más de una década. El anuncio también incluía la renovación de 32 certificados de bioseguridad para el cultivo/producción nacional, incluidos 29 eventos de algodón transgénico y tres vacunas animales, y seis nuevas aprobaciones para el cultivo/producción, incluidos dos eventos de maíz transgénico, un evento de soja transgénica y tres vacunas animales.

Aprobación histórica para caña de azúcar y alfalfa

Las dos variedades aprobadas de caña de azúcar, CTC20Bt y CTC9001Bt, fueron desarrolladas por el Centro de Tecnología Canavieira (CTC) de Brasil para resistencia al barrenador del tallo, una plaga que provoca pérdidas anuales de 5.000 millones de reales (979,05 millones de dólares) para la industria. Esta variedad ya había sido aprobada para consumo humano por Canadá y Estados Unidos en 2018.

“La aprobación de esta variedad por parte de China, que reconoce su seguridad en un mercado importante, acelerará su adopción”, dijo CTC en un comunicado. La firma ya había obtenido algunas autorizaciones para su tecnología de caña de azúcar GM en otros mercados.

La empresa CTC dijo anteriormente que el área plantada con caña de azúcar GM en Brasil casi se duplicó en la temporada 2022/23, a 70.000 hectáreas, pero aún representa una pequeña parte del total de campos de caña de azúcar en Brasil, que suman alrededor de 8,3 millones de hectáreas ( 20,5 millones de acres).

«Tuvimos un aumento significativo en el área sembrada… hasta ahora solo se ha procesado una pequeña fracción», dijo Silvia Yokoyama, directora de asuntos regulatorios y gubernamentales de CTC.

Según la empresa, la pequeña fracción de caña de azúcar transgénica procesada en Brasil se ha destinado a la producción de etanol para distribución local.Yokoyama señaló que el proceso de aprobación en China es “extremadamente riguroso, porque China es muy cautelosa con los organismos genéticamente modificados”, según publica Reuters.

Pero señaló que la empresa pudo aprobar su caña Bt en menos de cuatro años, un tiempo relativamente corto en comparación con el de otros productos GM aprobados por China en los últimos días.

Por otro lado, entre los aprobados estaban dos variedades de alfalfa resistentes al glifosato que se presentaron por primera vez para su aprobación hace más de 10 años. Los cultivos son propiedad de la subsidiaria de Land O’Lakes, Forage Genetics International, luego de haber sido desarrollados conjuntamente por la compañía y Monsanto, ahora propiedad de Bayer, dijo Glenda Gehl, vicepresidenta y gerente general de Forage Genetics, según reporta el medio Reuters.

Los agricultores estadounidenses ya cultivan alfalfa, pero las aprobaciones de Beijing abren la puerta para ampliar las plantaciones en los estados occidentales que abastecen los mercados de exportación, dijo.

«Esta es una gran oportunidad para los productores de alfalfa en los Estados Unidos», dijo Gehl.

El acceso a la biotecnología es especialmente importante debido a las crecientes preocupaciones sobre la seguridad alimentaria mundial y los altos precios de las materias primas, dijo Alexis Taylor, subsecretario del Departamento de Agricultura de EE. UU., en un correo electrónico a Reuters.

Según reporta Reuters, Beijing prometió acelerar el acceso a su mercado en el marco del acuerdo comercial de Fase 1 concluido con Estados Unidos en 2020. Las aprobaciones se producen después de la primerareunión entre el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, y Xi de China en noviembre en medio de los esfuerzos por reparar las tensas relaciones.

China podría usar las aprobaciones como un gesto de buena voluntad y como justificación para una posible decisión de cultivar más cultivos transgénicos en el país, dijo John Baize, presidente de la consultora estadounidense John C. Baize & Associates.

 

 

Fuente: https://www.chilebio.cl/

¿Querés publicitar?